1/19

MALI. Concurso internacional de arquitectura. Nueva Ala de Arte Contemporaneo. Museo de Arte de Lima. Peru. 2016.

 

Arquitectos: Pancorbo Arquitectos + Ruiz Pardo-Nebreda Arquitectos.

Luis Pancorbo+Ines Martin Robles+Marcelo Ruiz Pardo+Sonia Nebreda.

Status: concurso

Cliente: MALI.

Premios: -

 

Museo máquina

 

Continuidad urbana

La nueva ala del museo de arte contemporáneo aparece en la ciudad de manera silenciosa a través de una plataforma que da continuidad al espacio público. Un suelo de texturas vegetales, lucernarios transitables y áreas de exposiciones al aire libre configuran una plaza para la ciudad. Un plano de circulación y encuentro sin interrupciones que invita a los  habitantes y visitantes de lima a disfrutar de un espacio público ganado a la ciudad. 

Sobre la plataforma se practican dos aperturas en los extremos de la misma. En un lado, una larga grieta da lugar a una rampa de acceso que vincula al museo con el cruce urbano y con los futuros accesos del metro. Por otro lado un amplio graderío jalonado por árboles se hunde en el terreno introduciendo el parque en el museo. Este graderío se remata con el edificio de la biblioteca la cual se coloca sobre la plataforma urbana y queda como un equipamiento de acceso directo para la ciudad. 

A partir de los dos accesos se genera una circulación cruzada por el interior del edificio el cual se puede recorrer y cruzar sin entrar en las áreas expositivas. Se plantea pues, una circulación interior pública que permite el acceso al jardín interior, la cafetería o la sala multiusos con el objeto de invitar a los usuarios al disfrute del museo como experiencia urbana.

Por otro lado, junto al edificio existente se ubica un montacargas el cual dará acceso a los depósitos del museo sin alterar ni cruzarse con las circulaciones públicas del mismo.


Luz, silencio, vegetación

En la confluencia de este tránsito interior público se ubica un patio que articula las circulaciones y usos a su alrededor. Se trata de un elemento que toma como referencia el patio del edificio existente. En este caso, sin embargo se vincula con la naturaleza y con el parque. La introducción de iluminación y vegetación a través de este patio vegetal en un edificio enterrado dota al proyecto de una atmosfera característica de tranquilidad. El usuario se aleja del ruido y del tráfico, y queda aislado del espacio exterior teniendo como referencia del mismo la luz, la vegetación y el silencio.

El área educativa se ubica justo debajo de la plataforma que configura la plaza en su cara superior. La disposición de las aulas en dos niveles se establece de tal modo que el espacio entre las mismas determina los lucernarios del área expositiva que se encuentra debajo de ellas con especial atención a que la incidencia de luz sobre la sala sea suave, indirecta y homogénea.


Museo máquina

El museo se configura a partir de tres bandas longitudinales. La banda central alberga los usos principales del museo los cuales están organizados en sección como una cascada de espacios relacionados visualmente entre sí, pudiendo tener una comprensión total del edificio en todo momento. Las bandas laterales albergan un sistema de rampas que secuencialmente van dando acceso a los distintos programas. Se trata de una configuración que prima la experiencia dinámica del usuario. Lo invita a recorrerlo, a descubrirlo. El visitante oscila entre la experiencia del espacio comprimido y dinámico de las rampas, las cuales sirven a su vez de espacio expositivo, y la experiencia de la amplitud de la gran nave de exposiciones.

La gran nave de exposiciones se plantea como un espacio de configuración variable. Frente a la práctica imposibilidad de ampliación de un museo enterrado, el proyecto plantea la posibilidad de ampliación por densificación interior. Un sistema de plataformas elevables y descolgables no solo permite configurar la sala de distinto modo según las necesidades expositivas de cada momento, sino la ampliación de su superficie para exposiciones temporales en caso de ser necesario. El sistema de rampas está concebido de tal modo que se puede acceder a los niveles de las posibles configuraciones sin alterar las circulaciones del museo.

Esta configuración dinámica y cambiante dota al edificio de identidad propia y permite renovar la experiencia espacial de manera constante de modo que el usuario descubre un nuevo MALI en cada visita.

 

 

© 2014 pancorbo arquitectos

  • Facebook Basic Black
  • Twitter Basic Black
  • Instagram Basic Black